miércoles, 1 de septiembre de 2010

NAGA

Hermosas e inteligentes criaturas, mitad humana, mitad serpiente, aunque a veces pueden ser, solo una cosa u otra, siendo en ambos casos inmortales.
Al ser medio reptiles, son animales de sangre fría, por lo que necesitan vivir en climas cálidos.
Originarias del lejano oriente, aparecen en el hinduismo y en el budismo principalmente.
Usan su inteligencia y su paciencia para derrotar a sus enemigos. Sus mayores enemigos son los hombres pájaros Garudá.
Si con ello no lo consiguen, su territorio está llenos de trampas, y con la magia que despiden, acaban con sus enemigos.
En principio, son considerados como seres benignos, e incluso sensibles a la violencia del hombre con el hombre, a la destrucción de la naturaleza y falta de respecto hacia esta. Esto hace que a veces, con personas malvadas, tomen represalias. También cuentan, que benefician a aquellos que han sido buenos. bien ofreciéndoles algún don, o bien con riquezas, que presuntamente se encuentran en los fondos de las aguas en donde habitan.
Varuna, el dios védico de las tormentas, está considerado su rey.
Según la leyenda, son hijos de Nagas Kadru, nieta del dios Brahma y su esposo Kasyapa.
Al principio de su creación, las nagas vivían en tierra, pero se hicieron tan abundantes, que Brahma las mandó bajo las aguas, en palacios jalonados de joyas, y en el reino subterráneo llamado Patala.
Las nagis, las mujeres naga, en su forma humana pueden casarse con hombres y tener descendencia. de hecho, algunas dinastías indias dicen proceder de ellas.
Algunos ran considerados demonios, mientras que otros llegaron a ser famosos, como Muchalinda, que protegía a Buda cuando él meditaba. (ver ilustración)