miércoles, 28 de octubre de 2009

THOR

Thor, por Abrar Ajmal


También conocido como Donner y como Vingthor, el huracán, es hijo del gran Odín y de Iord, diosa de la tierra, Thor es es todopoderoso dios del trueno.
Es, junto a su padre, uno de los dioses más querido y venerado de la mitología nordica, sobretodo entre los campesinos (su padre Odín, principalmente entre los nobles), ya que su presencia en la vida de estos era muy importante, pues se encargaba del clima, de las cosechas, la justicia, protección de las villas, viajes, y como no, también jugaba un papel importante en las guerras.
Thor vive en Asgard, con su esposa Síf, la de cabellos dorados,y con sus hijos en el palacio llamado Bilskirnir, el más grande de todos. En el gran salon, Thor recibiría a los campesinos y esclavos muertos.
Con su mujer Sif, tuvieron una hija, Prudr, una de las Valquirias.
Como todos los dioses, también tuvo amantes, en los que cuenta la gigante Járnasaxa, con los que tuvo a Magni y a Modi, aunque de este último no se está seguro de que la susodicha fuera la madre. Adoptó a Ull, hijo de Sif.


Mjornil, muy empleado por los pueblos del norte como amuleto
Thor, para Marvel, de David Aja
Era un gran guerrero. Físicamente, era muy corpulento, representado por lo general, de pelo y largas barbas pelirrojas. Cabe destacar su magnifica arma, el mágico martillo llamado Mjolnir,el arma más poderosa que existe en dicha mitología, de mango corto, creada por los enanos Sindri y Brokk, a partir de otro más grande. Nunca fallaba un blanco, y cuando lo había alcanzado, volvía como si se tratara de un boomerang a las manos de su amo. Tal era la fuerza de aquel martillo, que el propio dios, aún teniendo una fuerza descomunal, llevaba un guante metálico para sostenerlo y aparte, tenía una faja mágica, Megingjord que multiplicaba su fuerza, para poder lanzarlo y recogerlo sin peligro para él. Mjoolnir, podía encogerse para poder ocultarlo entre la ropa. Además, tiene la capacidad de lanzar rayos y cierto poder sanador.
Su medio de transporte era un fabuloso carro tirado por 2 machos cabríos, Tanngrisnir (Dientes Resplandecientes) y Tanngnjostr (Dientes Rechinantes), que, en casos de necesidad, Thor los cocinaba y posteriormente, cubriendo los huesos con su piel y con con el poder regenerador de su martillo, los devolvía a la vida. Al parecer, una vez dió de comer con ellos a unos campseinos que le dieron hospedaje, pero uno de los hijos, rompió uno de los huesos de una pata de ellos, y al devolverlos a la vida, cojeaba. Como compensación, los hijos de los campesinos pasaron a ser sus sirvientes.

Cuentan que los dientes y los cascos de estos animales arrojan chispas de fuego a su paso. Cuando acude a ver al resto de los dioses, debe evitar el Bifrost, el puente arco iris, para no ser derruido por las llamas dell carro, aunque tambiñen dicen, que se debe al peso del dios, muy dado a los placeres de la buena mesa y bebida...
Como guerrero, independientemente de ser formidable en el campo de batalla, para su pueblo, es un guerrero protector, más pacífico que su padre, el cual la batalla consistía en la obtención de la gloria tras el gran honor de morir en combate.




Thor contra los gigantes, de Boris Vallejo
Y aunque en la batalla, prefiere la acción directa a la estrategia, cosa que le ha llevado amuchos a comentar que era un dios "escaso de ideas", se relata en muchos mitos lo sabio que era. Por ejemplo, se cuenta como engaña al sabio Alvíss, un enano del cual, Thor, pretendía a su hija. Compitieron en sabiduría mediante adivinanzas, hasta que pasada la noche discutiendo, el enano se convirtió en piedra con los primeros rayos del sol. También discutió con su padre sobre el destino de Starkad, nieto de gigantes, con unas maldiciones que son contrarias a las bendiciones de Odín.Su misión era mantener a salvo y en orden el mundo de los dioses y de los humanos, combatiendo a los gigantes de hielo y de la montaña, y a la gran serpiente del caos Jörmungand en la gran batalla, el Ragnarok, pero esta, en un espasmo, alcanzó con sus colmillos al dios, acabando así con su vida.
Como curiosidad, Jueves, Thursday significa el dia de Thor, en memoria del dios. Igual para Donnerstag que es el día del trueno, lo mismo que en holandés, Donderdag, siendo día sagrado, hasta bien entrada la cristianización en esas tierras.
La nebulosa NGC 2359, lleva en su recuerdo, el nombre de "Casco de Thor".

miércoles, 14 de octubre de 2009

REY MIDAS

Midas ante Baco, de Poussin

El gran rey Midas de Frigia, fué hijo de Gordias.
Era un rey muy acaudalado. Vivía en un gran palacio con grandes jardines, donde al parecer, reinaban las rosas de todos los colores. Vivía en el palacio con su amada hija Zoe.
Era muy ambicioso. Su mayor placer era conseguir más y más bienes. Pensaba que la felicidad solo se obtenía a través del dinero y los tesoros. Se cuenta, que una de sus aficiones nada más empezar el día, era contar monedas de oro, se bañaba en ellas.
Así, se consideraba el hombre más felíz e la tierra.
Un día, el dios Baco estaba de paso por sus tierras con su gran amigo Sileno, el dios de la embriaguez. Este, ya mayor, se quedó retrasado en el camino y paró a descansar en los jardines del rey. Midas, le encontró dormido entre sus rosas, y reconociendo quien era, le llevó a palacio y le colmó con las más diversas atenciones: lujos, comida, bebida en abundancia... Baco fue a buscar a su amigo, y muy agradecido por el placer dado a Sileno, que el dios dice que hará realidad cualquier deseo que Midas quiera. Midas no se lo pensó dos veces: quiero que todo lo que toque, se convierta en oro!
El dios del vino se lo quedó mirando con el ceño arrugado, ¿estás seguro? le pregunta, a lo que no duda en contestar el rey que sí, y así, a partir de aquella mañana, le dijo el dios de la celebración, todo lo que toques se transformará en oro.
El rey, ansioso, empieza a comprobar su don. Al ver que era así, daba saltos de felicidad. Tocada todo lo que tenía a su alcance: copas, mesas, alfombras... así hasta quedar exhausto y feliz. Se sentó a desayunar y tomó una rosa entre sus manos para respirar su fragancia. Pero… al tocarla se había convertido en el preciado metal. “Tendré que absorber el perfume sin tocarlas, supongo”, pensó desilusionado.
Sin darse cuenta, , agarró unas uvas, y casi se rompe un diente cuando mordió la bnola de oro en la que se había convertido.
Así le pasó también con el pan, el vino y el resto de manjares que había sobre la mesa del desayuno.
Se aterrorizó aún más cuando sin querer tocó a la querida gata de su hija. El rey, desolado comenzó a llorar, y al oirlo, su hija Zóe se acercó a ver que pasaba y a consolarle, cuando quédó transformada en una bella estatua de oro.


Gritando al cielo, imploró a Baco que le quitara aquella maldición, y que devolviera a la vida a su queridisima hija.
Se acercó el dios, que le reprochó su codicia, y posteriormente le dijo que lo haría.. Haré que aquello que has tocado vuelva a ser como era, pero te costará todo el oro de tu reino, a lo que el rey no puso objeciones. Baco entonces le dijo que buscara la fuente del río Pactulo y lava tus manos. Este agua y el cambio en tu corazón devolverían las cosas a su condición anterior.
Así sucedió, y como prometió al dios, regaló todos sus tesoros y se fué a vivir a una humilde casa en el bosque del dios Pan.
Enseguida se hizo amigo del alegre dios, y un día este, retó a Apolo en un duelo musical. Midas formaba parte del jurado y votó en favor de la flauta de su amigo, por lo que Apolo se enfureció y le trasnrformó sus orejas en unas de burro por no apreciar su melodía.
Avergonzado se las cubrió con un sombrero.
Caricatura del rey Midas con orejas de burro, James Gillray 
Un día, se fue a cortar el pelo y su barbero se las vió y le hizo prometer al rey, que no se lo contaría a nadie, pero el barbero muy chismoso, no pudo aguantar las ganas, así que cavó un agujero y allí lo contó. Al parecer creció un junco, que cada vez que se mecía con el aire, anuncaba que el rey Midas tenía orejas de burro. Y a causa del bochorno que le producía, el rey Midas se suicidó.